Calle de Aragón, 197 Interior - 36206 Vigo. Teléfono: 986 433 515

coepo@coepo.com

Calle de José Casal, 5 36001 Pontevedra. Teléfono: 986 857 095

coepo@coepo.com

Noticias

Archivo

Archivo de categoría Nota de Prensa

Semana Mundial de la Lactancia Materna

El Colegio Oficial de Enfermería de Pontevedra se suma a la Semana Mundial de la Lactancia Materna, que se celebrará en Europa del 10 al 16 de octubre, coordinada por la Organización Mundial de la Salud, UNICEF y la Alianza Mundial para la Acción de Lactancia Materna, para fomentar la lactancia materna y mejorar la salud de las madres y bebés de todo el mundo.

El Colegio apoya un año más esta iniciativa, cuyo lema en esta ocasión es “Impulsemos la Lactancia Materna apoyando y educando”, centrándose en fortalecer la capacidad que tienen los distintos ámbitos implicados para proteger, promover y apoyar la lactancia materna en diferentes niveles de la sociedad, principalmente por medio de la educación.

Estos ámbitos, entre los cuales se incluyen prioritariamente los gobiernos, los sistemas de salud, los lugares de trabajo y las comunidades, deben ser informados, educados y capacitados para fortalecer su capacidad de proporcionar y mantener entornos favorables a la lactancia materna para las familias en el mundo posterior a la pandemia.

Tal y como explica María Sol Montenegro, vicepresidenta de COEPO: “desde el Colegio Oficial de Enfermería de Pontevedra apoyamos el fomento y promoción de la lactancia materna para mejorar la salud de los niños y niñas. Consideramos que la educación y la transformación de los sistemas existentes, respaldada por políticas nacionales basadas en la evidencia, ayudarán a garantizar instalaciones de salud amigas de la lactancia materna, comunidades y lugares de trabajo de apoyo, y restablecerán y mejorarán las tasas de lactancia materna, la nutrición y la salud, tanto a corto como a largo plazo”.

Matronas, esenciales

Asimismo, desde COEPO también se desea poner en valor la labor esencial de enfermeras y matronas a lo largo de este período.

Durante la gestación, las mujeres se preparan para asumir un nuevo rol tan importante como es ser padres. Sin embargo, no es algo que tengan que aprender solas. Entre las labores de Enfermería destaca concienciar a la madre acerca de la importancia de amamantar al bebé, no sólo en términos de nutrición sino para aportar los estímulos necesarios para su desarrollo. Asimismo, también les informan sobre los beneficios para la madre lactante tanto a corto plazo, con una disminución del sangrado postparto y la recuperación de peso; como a largo plazo, con menor incidencia de cáncer de mama, útero y ovarios, de osteoporosis y diabetes tipo II.

La lactancia materna se considera un acto natural, pero no siempre es fácil iniciar esta etapa. Por ello, la enfermera especialista en Obstetricia y Ginecología se convierte en el profesional de referencia que apoya y favorece la lactancia materna desde el paritorio, brindando educación para la salud, aconsejando y dando apoyo, así como evaluando posibles complicaciones.

Además, otra de las labores esenciales que vienen desarrollando las matronas es el asesoramiento y apoyo desde la primera toma y el seguimiento para evitar posibles complicaciones como las grietas en el pezón o la mastitis.

Sobre la lactancia materna

La lactancia materna consiste en alimentar al bebé con leche materna, sin aportar ningún otro tipo de nutriente. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que este sea el método empleado, a ser posible, para alimentar a los recién nacidos durante los primeros seis meses de vida. Posteriormente, recomiendan comenzar a introducir otros alimentos, de forma gradual, y mantener la lactancia materna hasta al menos los dos años de vida. Pero, ¿Por qué esta recomendación?

Bien, la leche materna es inocua y contiene todos los nutrientes necesarios para garantizar un correcto crecimiento y desarrollo durante los primeros meses de vida del bebé. Además, incluye anticuerpos que protegen al lactante de enfermedades como diarrea o neumonía, muy habituales durante los primeros años de vida.

Además, la OMS incide en que los beneficios de amamantar al bebé no sólo pasan por el contexto físico y nutricional. Este proceso servirá para reforzar el vínculo emocional entre madre e hijo, garantizando un desarrollo favorable y sano del bebé, y para fomentar la salud materna, ya que, como se ha demostrado científicamente, la lactancia es un factor protector frente al cáncer de mama.

Compartir

NOTA DE PRENSA “PINCHAZOS EN DISCOTECAS”

NOTA DE PRENSA

 

El Colegio de Enfermería de Pontevedra alerta de 

los graves riesgos para la salud que pueden ocasionar

 los “pinchazos de discotecas”

 

 

  • El Consejo General de Enfermería, al que se suma el Colegio de Enfermería de Pontevedra (COEPO), instan al Gobierno central, Gobiernos autonómicos, Ministerio de Sanidad y Ministerio de Igualdad a trabajar en común para tomar las medidas necesarias y acabar con una situación que pone en riesgo la libertad de las mujeres.  

 

  • Somnolencia, pérdida de la consciencia, inhibición de la voluntad y de la capacidad de defensa o reacción, mareos, afectaciones cardiovasculares e, incluso, pérdida de la memoria son algunos de los síntomas que pueden ocasionar los pinchazos de sumisión química que se están denunciando por todo el país.

 

  • Las enfermeras advierten hasta de posibles reacciones alérgicas a estas sustancias, que podrían derivar incluso en un shock anafiláctico o que, sus efectos, combinados con medicamentos regulados para una persona en tratamiento, potencien síntomas perjudiciales para el organismo.

 

Vigo, 9 de agosto de 2022.- El ocio nocturno alcanza sus picos de actividad en el verano, especialmente en agosto. Cientos y hasta miles de personas abarrotan discotecas, festivales y demás locales. Desde hace unos días han saltado las alarmas y en España son ya más de 50 las denuncias de mujeres que afirman haber recibido pinchazos. Los efectos que las drogas ilegales inoculadas suponen graves riesgos para la salud de la víctima: inhibición de la voluntad, incapacidad para defenderse o tomar decisiones, caída de la presión arterial, pérdida de la consciencia son algunos de los síntomas. 

 

El Consejo General de Enfermería ha puesto en alerta a los Consejos Autonómicos de Enfermería y a los colegios provinciales que hay en España por los problemas que pueden acarrear estos pinchazos. Además, insta al Gobierno a endurecer las penas para los agresores por Real Decreto y a crear acciones de vigilancia y prevención específicas contra estos delitos a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

 

El presidente del Consejo General de Enfermería, Florentino Pérez Raya, afirma que “estas prácticas atentan contra los derechos de la mujer, son ilícitas y, ante el auge e incremento que se está denunciando, deberían ser tipificadas específicamente por la ley”. “Hemos dado la voz de alarma a toda la Organización Colegial para denunciar todos y cada uno de los casos que sean atendidos en hospitales y centros de salud y atención primaria”, señala Pérez Raya. “Las enfermeras pondrán su granito de arena en la lucha contra esta actividad ilegal tan perjudicial para la salud y que está causando una gran alarma social estos días”, añade.     

 

Las primeras investigaciones han detectado que estos pinchazos podrían inyectar sustancias ilegales y, por tanto, que carecen de control sanitario alguno, como el éxtasis líquido, la ketamina o benzodiacepinas, que producen una reacción inmediata en la víctima de pérdida de control y, por tanto, facilidad para el abuso por parte del agresor. Los efectos son intensos pero estas drogas permanecen poco tiempo en el organismo, por lo que detectarlo es complicado si no se actúa con rapidez.

 

“Los efectos son bastantes inmediatos y si se tiene sensación de pinchazo, hay que advertirlo rápidamente a gente de confianza para que puedan vigilar si se produce una situación de sedación o pérdida de control. Además, antes de que actúe la sustancia, es importante contar si se ha visto a alguien que pudiera ser sospechoso de haber realizado la intromisión a la intimidad de la mujer”, profundiza Diego Ayuso, secretario general del CGE. “Muchas veces, cuando la víctima llega a los servicios hospitalarios, la sustancia ya no se detecta en los análisis, así que es muy importante estar atentos a cualquier sensación extraña”, añade. 

 

Aquellos pacientes con algunas patologías asociadas a tratamientos farmacológicos pueden tener reacciones adversas frente a estas sustancias, inyectadas sin consentimiento y sin ningún control. También habría que tener en cuenta otras posibles sustancias que hayan consumido voluntariamente, que, al mezclarse con una nueva dosis de otra droga, la persona podría llegar a sufrir una intoxicación mayor.

 

Además, el CGE también subraya que se están utilizando agujas fuera del entorno sanitario, por lo que es posible que no estén desinfectadas o se hayan podido usar con otras personas. Así, dependiendo del estado del material que se está utilizando, la víctima podría llegar a estar expuesta a enfermedades de transmisión sanguínea como el VIH o la hepatitis. 

 

“Nos encontramos ante una situación que como profesionales de la salud nos produce absoluto terror. Es inconcebible que se estén produciendo este tipo de prácticas, ya sea para llevar a cabo un abuso posterior o simplemente para asustar a las mujeres. Desde las administraciones públicas se debe trabajar con absoluta premura en parar esta problemática, implantar protocolos para ayudar a las víctimas y condenar a los atacantes. En un país civilizado y plural como es España no podemos tolerar estos comportamientos”, afirma Pérez Raya. 

 

Ante esta situación, el CGE y el Colegio de Enfermería de Pontevedra consideran imprescindible que si se siente uno de estos pinchazos (es como un pellizco y suele quedarse un punto rojo en la zona), se pida ayuda rápidamente comunicándolo a amigos/as o al personal de la sala, discoteca o festival en el que se encuentre la persona.

 

Servicios de emergencias

 

Además, se debe llamar cuanto antes a los servicios de emergencias y a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado para que acudan lo más rápido posible, así como no dejar sola bajo ningún concepto a la víctima. “Los amigos y amigas de la persona que ha sufrido el pinchazo tienen un papel fundamental en este momento porque deben acompañarla durante todo momento y vigilar los posibles síntomas que se deriven de esta situación”, explica Diego Ayuso. 

 

Para la institución enfermera, más allá de proteger a la víctima y de crear protocolos específicos para actuar con inmediatez, hay que endurecer los castigos y poner el foco en los atacantes antes de que sea demasiado tarde. El órgano que aglutina a las más de 330.000 enfermeras y enfermeros de España recuerda que no son las mujeres las que deberían aprender a protegerse, sino los agresores los que tienen que saber que estas prácticas constituyen un delito. 

 

En este sentido, el CGE, al que se suma el Colegio de Enfermería de Pontevedra, instan al Gobierno central, Gobiernos autonómicos, Ministerio de Sanidad y Ministerio de Igualdad a trabajar en común para tomar las medidas necesarias y acabar con una situación que pone en riesgo la libertad de las mujeres.  

 

Para más información: 

 

Diego Maraña

986 917 892 / 637310005

dmarana@mundinova.es

Compartir